El Mazu d'Abaxu

Vista exterior del edificio del Mazo d'Abaxo, en Besullo (Cangas del Narcea)
El Mazo d'Abaxo, en Besullo (Cangas del Narcea) - Detalle de sus partes, obra del dibujante cangués Neto

Heredero de la antigua tradición de la ingeniería romana, este ingenio hidráulico es el último vestigio de una época en que en Besullo llegó a haber cuatro grandes mazos como el que podemos visitar, y más de diez fraguas particulares.

 

Y es que Besullo fue tierra de ferreiros, artesanos y artistas del hierro y el fuego, gentes cultas e instruidas, que establecieron en esta aldea uno de los primeros gremios de herreros, la Sociedad Industrial de Besullo.

Los elementos principales de esta antigua fragua son:

- La presa. Capta el agua del río Pomar y la traslada hasta el depósito.

- El banzao. Es el depósito donde se almacena el agua que después moverá las ruedas hidráulicas.

- Pértigas y mazas. Sistema de palancas por las que, desde el interior del Mazo se tira de los tapones que permiten la caída del agua para mover las ruedas.

- Ruedas hidráulicas. Movidas por el agua, generan movimiento giratorio en los ejes, que luego se transforma en los distintos trabajos requeridos.

- Barquineras. Son los grandes fuelles que avivan las brasas que arden en la fragua.

- El Mazo. Gran martillo de hierro, de entre 200 y 300 kilos de peso, que golpea rítmicamente sobre la xuncla, yunque enterrado en el suelo.